RECETAS              MENÚS FAMILIARES              CAFÉ DEL VIERNES              FOTOS              CONOCIENDO A...

28/12/17

Idea de regalo: baño con osos marinos


Se acerca la noche mágica.... En casa ya hay catálogos de juguetes y borradores de carta a los Reyes Magos. No sé si te pasa a ti tambien pero leyendo esos borradores de carta ya sé que juguetes les van a gustar más o menos, con cuales jugarán y cuales (en caso de que los Reyes se los trajeran) serían un trasto más en la habitación.

Por eso cada vez me gusta más regalar (o que los Reyes regalen) planes y no cosas. En los últimos años, las niñas se han encontardo en sus zapatos la mañana del día 6 de enero entradas a conciertos, al teatro o musicales, viajes,... Experiencias especiales y momentos en familia para recordar siempre. Son regalos compartidos porque, salvo en contadas ocasiones, el regalo es para todos.

Hoy te propongo un regalo-experiencia muy especial. En este caso fue un regalo que recibió mi hija mediana por su Primera Comunión el pasado mayo.

El regalo consistía en un baño con los osos marinos en Faunia. La experiencia no puede ser más recomendable. Muy especial.

En principio la iban a hacer sólo las niñas, pero con la peque se tenía que bañar un adulto, así que mi marido también disfrutó de estar con los osos marinos. Y yo desde luego me morí de la envidia. Tenía que haberme apuntado tambien y no verlo desde la barrera.

El plan consiste en lo sguiente. Lo primero te vistes con un traje de neopreno que te facilitan en Faunia. De casa te tienes que llevar el bañador, las chanclas y una toalla. Así preparados, ves la exhibición de osos y leones marinos del parque y después es cuando empieza el baño en sí.

Tras darte unas claras recomendaciones de cómo debes comportarte con los animales, te metes en el agua y te sientas en unas gradas algo sumergidas. Delante los entrenadores empiezan a mostrate y a explicarte las características de esta especie, donde viven, lo que comen, sus diferencias con las focas y los leones marinos. Y de repente, tienes el oso a tu lado y lo puedes tocar y acariciar. Mis hijas dicen que son súper suaves y que acariciarlos es muy gozoso.

En un segudo momento, te metes más en la piscina, haciendo pie, y ves de cerca como nadan y la velocidad a la que lo hacen ya pasan alrededor de ti.
Hay otro parte del baño muy especial, donde ayudado por dos entrenadores, haces el muerto en el agua y el oso se pone encima de ti (lo estoy contando aquí, y mi envidia va in crescendo). Eso es un momento único. Las caras de mis hijas eran pura emoción (las de mis hijas y las de mi marido, que yo creo que lo disfrutó más que ellas si cabe).
Y por supuesto un momento 'circo', ya que manteniendo esa posición tumbada, el oso salta por encima. No sé que vieron ellos, porque con el agua que salpican tuvieron que cerrar los ojos, pero verlos desde fuera fue impresionante.

Por último, hay un buen rato de baño-baño, en el medio de la piscina y ataviados con gafas de bucear, nadaron al lado de uno de los osos. Estar en el agua, en su medio, en un baño compartido con estos maravillosos animales desde luego es algo que no van a olvidar nunca.

La información completa de esta actividad la puedes encontar aquí. Como esta actividad es al aire libre, y por la temperatura del agua, se hace de abril a octubre. Pero el parque ofrece otras interactuaciones con animales como los manatíes, los pingüinos, los cocodrilos, los pelícanos o los loros.


Nota: el dinero recaudado se destina al proyecto de conservación de la foca monje en Mauritania.

Nota: durante toda la actividad los entrenadores van cambiando al oso marino, buscando siempre el bienestar del animal.



















*Post no patrocinado



1 comentario :

  1. Qué planazo,apuntado queda! Cómo siempre dando ideas geniales,bss mil

    ResponderEliminar